Recientemente, los Centros para el Control de Enfermedades (CDC) informaron que más de cinco millones de personas, o casi el 8% de las que recibieron una primera inyección de las vacunas Pfizer o Moderna, se han perdido la segunda dosis. Esto es peligroso porque recibir solo una dosis de la vacuna lo pone en mayor riesgo de contraer COVID-19 y sus variantes.

¿Por qué la gente pierde su segunda dosis?

Hay muchas razones por las que las personas pueden posponer u omitir la segunda dosis. Por ejemplo, en entrevistas recientes, algunas personas dijeron que tenían miedo de los efectos secundarios. Otros dijeron sentirse protegidos con una sola vacuna. Algunos proveedores de vacunas han cancelado las citas de la segunda dosis porque se quedaron sin suministro de vacunas. Además, muchos han tenido problemas con los sistemas en línea para programar su segunda dosis.

¿Qué podemos hacer?

Algunos estados están utilizando estrategias específicas para asegurarse de que más personas reciban su segunda dosis. En Arkansas e Illinois, los funcionarios de salud crearon equipos para llamar, enviar mensajes de texto o enviar cartas a las personas para recordarles que se vacunen por segunda vez. En Pensilvania, se están enfocando en asegurarse de que los estudiantes universitarios reciban su segunda vacuna después de salir del campus para el verano.

¿Por qué es importante recibir la segunda dosis?

Sabemos que una sola inyección desencadena una respuesta inmune más débil. Esto puede hacer que las personas corran un mayor riesgo de sufrir las peligrosas variantes de COVID-19. Aunque una sola dosis brinda cierta protección contra COVID-19, todavía no está claro cuánto tiempo durará esa protección. Recibir una sola dosis no le da protección y efectividad completas de la vacuna. En general, la investigación muestra la importancia de obtener las dos dosis completas para protegerse del COVID-19. Está bien retrasar su segunda dosis durante unos días o incluso algunas semanas, pero trate de obtenerla dentro de las seis semanas posteriores a su primera dosis.

Fuente: https://nyti.ms/33cqq8O

Foto por Marco Fileccia on Unsplash