Tener acceso a sus registros médicos mejora el cuidado

Alrededor del 80% de los usuarios de Internet buscan información de salud en línea. Sabemos que los pacientes que leen las notas de salud de sus médicos se sienten más involucrados en su cuidado, están mejor preparados para las visitas, y es más probable que sigan los consejos del médico. Esto es cierto para todos los grupos étnicos. Los cuidadores también se benefician del acceso a la información médica. El 5 de abril de 2021, una nueva regla federal requerirá que los proveedores de atención médica en los Estados Unidos brinden a los pacientes acceso gratuito a toda la información de salud en sus registros médicos electrónicos. En el pasado, acceder a la información médica no siempre era fácil y frecuentemente requería tiempo, esfuerzo y dinero. La nueva regla permitirá el acceso gratuito y oportuno a los registros médicos a través de portales en línea seguros. En el futuro, debería ser posible garantizar que los pacientes puedan elegir cómo y cuándo recibir su información médica personal.

Preocupaciones sobre el acceso en línea y el intercambio de registros

Las personas sin acceso digital o a Internet seguirán teniendo dificultades para acceder a la información de su salud incluso después de que la nueva regla entre en vigencia. Otra preocupación es que los médicos puedan bloquear cierta información. Por ejemplo, los médicos pueden ocultar información si creen que el paciente puede hacerse daño a sí mismo o a otros después de leer su información de salud personal. Además, la nueva regla no cambia quién es el propietario de los registros médicos. En la mitad de todos los estados de los EE. UU., los hospitales o los médicos son los dueños de los registros de salud de los pacientes. En otros estados, comparten registros con los pacientes. El intercambio total de información de salud personal debería fortalecer la comunicación entre pacientes y médicos, mejorar la literatura de salud, promover la autogestión, mejorar el trabajo en equipo, y aumentar la confianza. Las voces de los pacientes deben estar en el centro de las discusiones sobre la información y el intercambio de datos en la atención médica.

Fuente: https://bit.ly/3pEowGF

Foto por Burst on Unsplash