El Gobernador Newsom recientemente firmó una orden ejecutiva para prevenir los desalojos, retrasar las ejecuciones hipotecarias y proteger a los californianos contra el cierre de servicios públicos.