Cambiar la dieta es una de las mejores maneras para que los latinos con diabetes mejoren la salud.

Más sobre la dieta mediterránea para personas con diabetes:

Como sabemos, en los Estados Unidos, la diabetes es más común en la población latina que en la población blanca no latina. Para los latinos con diabetes, la dieta es un factor importante relacionado con la diabetes y puede conducir a la obesidad, un control deficiente del azúcar en la sangre y un mayor riesgo de enfermedad cardíaca. Este artículo analizó los beneficios y los impactos en la salud de comer una dieta mediterránea entre los latinos con diabetes.

Las personas con diabetes pueden tener una mejor capacidad cerebral si comen una dieta mediterránea. ¿Qué es una dieta mediterránea? Incluye muchas frutas, verduras, legumbres, granos integrales, pescado y grasas saludables. Esta dieta es buena porque es rica en nutrientes que reducen la inflamación en el cuerpo y el cerebro. Por estas razones, se considera una dieta saludable para personas con y sin diabetes. Para las personas con diabetes, los granos enteros y las legumbres en una dieta mediterránea típica pueden ayudar a mantener bien controlado el azúcar en la sangre. Esto es importante porque tener un nivel de azúcar en la sangre descontrolado puede provocar complicaciones mayores. A largo plazo, comer una dieta mediterránea y mantener el azúcar en la sangre dentro de un rango óptimo puede mejorar la salud del cerebro e incluso la memoria.

Durante mucho tiempo, la investigación ha demostrado que seguir este tipo de dieta está relacionado con una mejor salud cardíaca y cerebral, así como con un menor riesgo de diabetes en la población general. Los investigadores siguieron a más de 900 participantes con diabetes tipo 2 en el Estudio de Salud Puertorriqueña de Boston durante más de 2 años, observando sus hábitos alimenticios, marcadores de diabetes y pruebas de memoria y salud cerebral. Descubrieron que las personas con diabetes que seguían de cerca una dieta mediterránea tenían mejoras importantes en la función cerebral, el reconocimiento de palabras y las habilidades de memoria en comparación con aquellos que no seguían la dieta. En general, los beneficios de seguir la dieta mediterránea para los latinos con diabetes incluyen un menor riesgo de enfermedad cardíaca, un mejor control del azúcar en la sangre y mejoras en la salud del cerebro.

[Abstract Link] 

Foto cortesia de Brook Lark en Unsplash.